¿Qué es?

Fundado en 1993, el Nuevo Urbanismo es un movimiento convencido que el urbanismo tiene un impacto directo en nuestras posibilidades de tener una vida feliz y próspera. Los Nuevos Urbanistas creen que ciudades, pueblos, barrios y lugares públicos bien diseñados ayudan a crear una comunidad donde las personas tienen una vida más saludable y las empresas pueden crecer y prosperar.

En la década de 1980 y principios de 1990, un gran número de urbanistas, arquitectos, planificadores, desarrolladores e ingenieros estaban frustrados con los patrones de desarrollo, que se centró más en la construcción de vivienda alejada del centro de la ciudad con un enfoque exclusivo en el carro en vez de desarrollar el centro de la ciudad. Mientras tanto, el centro comenzó a adoptar políticas solo para el carro, creando la decadencia de muchos centros de ciudades.

En este deterioro de centros de ciudades un grupo de urbanistas, arquitectos, planificadores, desarrolladores e ingenieros se unieron para crear el Nuevo Urbanismo, un movimiento para reinvertir en la salud, cultura y seguridad de la comunidad.

Grupo Colonias, Conceptos básicos del nuevo urbanismo

Carta del
Nuevo Urbanismo

Promovemos la restauración de los centros urbanos y pueblos existentes, la transformación de suburbios a comunidades de barrios caminables, la conservación del medio ambiente y la preservación de nuestro legado construido.

Abogamos por la reestructuración de políticas gubernamentales y las prácticas de promotores para apoyar los siguientes principios:

  • Las comunidades deben ser diseñados para el peatón de primero y para el carro de segundo.
  • Los barrios deben tener usos mixtos y su población mixta.
  • Las ciudades y pueblos deben tener espacios públicos dignos que sean universalmente accesibles.
  • El urbanismo y la arquitectura se debe adaptar a el clima, la naturaleza, las prácticas constructivas y la historia local.

Reconocemos que las soluciones físicas por sí solas no resolverán todos los problemas sociales y económicos, pero una ciudad no puede mantener su vitalidad económica, la estabilidad de la comunidad, y la salud ambiental si la da la espalda a sus ciudadanos.

Representamos a toda la ciudadanía, integrada por líderes del sector públicos y privado, activistas comunitarios y profesionales multidisciplinarios. Estamos comprometidos con el restablecimiento de la relación entre el arte de la construcción y el desarrollo de la comunidad, a través de la planificación y diseño participativo basado en la preferencia de los ciudadanos.

Nos dedicamos a la recuperación de nuestros hogares, cuadras, calles, plazas, parques, barrios, distritos, pueblos, ciudades, regiones, y el medio ambiente para poder lograr una comunidad vibrante y sostenible.